martes, 31 de enero de 2012

Fondo de reserva

Si todo el mundo dice que el deficit cero va en contra del crecimiento económico, ¿por qué siguen empeñados en el error?


Pues muy fácil, porque las grandes fortunas, los dueños de las grandes empresas, los de Davos, han visto dos cosas: una: que ellos (el mercado) son un desastre para gestionar el dinero y su gasto; esto se ha constatado con la crisis provocada por la ambición de la burbuja financiera-inmobiliaria; dos: necesitan un buen colchón de dinero por si vuelve a pasar.

Para lo primero necesitan del concurso de los políticos, para regular el mercado con leyes y algo de sensatez. Muy bonito.

Para lo segundo, la solución es forzar a las naciones a crear un fondo de reserva. Pero no para ayudar a los pobres que se quedan sin casa o sin empleo, sino al mercado, a las entidades financieras, a los bancos. De hecho, esto es lo que se está haciendo ahora, pero sin ese fondo. ¿Y esta creación de un fondo cómo se hace? 

Pues muy fácil. Con el déficit cero de los estados. Esto significa que durante el año normal, si hay unas inundaciones u otra catastrofe nacional, se quita un poco de otro lado y se sigue manteniendo el déficit cero (o como mucho al dos por ciento). En cambio, si el mercado tiene otro susto de esos que le dan, sea culpa suya (como ahora) o culpa de otros, se permitirá un déficit mayor o una subida de impuestos y se tapará el agujero. 

No hay comentarios: